fbpx
esenpt

EL PROYECTO SER INCLUSIÓN APLICARÁ PROGRAMA DE SALUD MENTAL PARA MIGRANTES Y POBLACIÓN DE ACOGIDA

Fundación Esquel en alianza estratégica con HIAS Ecuador, MEGA Mujeres y con el financiamiento del Fondo Ítalo Ecuatoriano para el Desarrollo Sostenible en Ecuador (FIEDS) en el contexto del programa “SER Inclusión” realizaron una jornada de intercambio de experiencias que contempló la realización de varias actividades en Quito y en otras ciudades del país, del 11 al 15 de octubre.

Este intercambio de experiencias tiene como objetivo conocer a detalle los elementos de éxito del programa Bienestar, implementados por Socios en Salud Perú, quienes desde 1996 trabajan en temas de atención en salud de calidad como un derecho humano, además en salud mental, para replicarlos en los proyectos de Fundación Esquel. Bienestar cuenta con un componente tecnológico importante a través de un chatbot, que permite el apoyo en atención permanente a personas con problemas de salud mental.

Esta propuesta se pretende implementar en el programa SER Inclusión, financiado por el Fondo Ítalo Ecuatoriano, que en su componente social busca brindar atención en salud mental a población venezolana en condición de acogida en el país.

Las jornadas tuvieron tres momentos: capacitación interna a Fundación Esquel, capacitación a organizaciones aliadas: HIAS, MEGA Mujeres, además de organizaciones de la sociedad civil y a la academia: universidades Católica, Central, San Francisco de Quito e Indoamérica, con quienes se implementará este proyecto.

El jueves 14 de octubre se socializó la propuesta en Ambato con las universidades de la sierra centro, que contaron con la participación de delegados del Ministerio de Salud Pública y se ratificó la importancia de este proceso, además se generó un compromiso de articulación de acciones con la academia.

El tercer momento de las jornadas fue el foro CLIC que contextualizó la realidad que se vivió a nivel mundial debido a la pandemia.

Carmen Contreras, expositora del foro y directora del proyecto Bienestar, SES Perú, indicó que los problemas de salud mental, durante la pandemia en el vecino país fueron la ansiedad, estrés, depresión y trauma, a nivel de las comunidades, “No hay salud si no hay salud mental”, resaltó y compartió la experiencia de atención en salud mental de Perú. Destacó que la innovación tecnológica fue una herramienta para ayudar a las comunidades.

Ignacia Páez, directora del programa de salud mental comunitaria del Ministerio de Salud Pública mencionó que no se debe patologizar la realidad que se vive sino darle herramientas a las personas para enfrentar los retos debido a la pandemia.

La pandemia fue un detonante para agravar los temas de salud mental, por tal razón estas jornadas de salud mental destacaron la importancia de tener un acompañamiento psicológico en cada etapa de la vida, y que desde cada rol que se cumple en la sociedad se realice esfuerzos por cuidar la salud mental personal y colectiva.

Virgilia Polít, decana de la facultad de psicología SEK, expuso que la educación de las emociones es importante, “durante la pandemia asumimos actividades que antes no las hacíamos de forma continua”, por eso es importante identificar los verdaderos trastornos.

En Ecuador no existe una dirección de salud mental lo que le pone en desventaja frente al abordaje y tratamiento de los problemas de salud mental.

Ahora se trabaja en la implementación de una hoja de ruta y en la alianza estratégica con las universidades, y el MSP para ejecutar este proyecto que servirá como componente para el desarrollo integral de los países.

Read 150 times

Noti-Tweets

Suscríbete a nuestros boletines

mailsuscribete

Contáctanos

Av. Colón E4-175 entre Amazonas y Foch, Ed.
Torres de la Colón, Mezzanine Of. 12 Quito - Ecuador
fundacion@esquel.org.ec
+(5932) 252-0001